Tras varios meses de arduo trabajo, este fin de semana se presentó un proyecto social muy ilusionante del que formo parte. El Ateneo Republicano de Canarias; una asociación cultural que se proyecta como un centro de debate social, cultural y científico para la investigación y divulgación de la memoria histórica en Canarias.