No podemos permitir que tras la pandemia que azota a todo el planeta se intente volver a una normalidad energética totalmente insostenible antes de la crisis.

Volver como si no pasara nada, sería arruinar las pocas probabilidades que tenemos de dar una respuesta correcta a la emergencia climática, que es igual de peligrosa que la emergencia sanitaria. La terrible crisis del coronavirus tiene que ser un punto de inflexión para repensar nuestro modelo socio-económico y acelerar la transición ecológica ya iniciada. Aplicar las lecciones aprendidas nos ayudará a luchar contra el cambio climático.


EconomíaOpinión
Author: Christopher Rodriguez

Análisis y comunicación política de la actualidad que nos rodea

Get Connected